La evaluación desde la Psicopedagogía Clínica

19:36:00 Mercedes Lafourcade 0 Comments

Abordar la evaluación, teniendo en cuenta la singularidad del sujeto o grupo a ser evaluado con sus características y el contexto en el que se encuentra inmerso, supone enmarcarla en la perspectiva de la Psicopedagogía Clínica.
Este enfoque se diferencia del experimental, en el cual se buscan puntos en común entre grandes conjuntos de sujetos con sus generalidades estadísticas, tendiendo a uniformizar la población mediante técnicas estandarizadas.




En el método clínico, se pone énfasis en la relación inter-subjetiva que se establece entre las personas que participan, se consideran las variables que intervienen en el vínculo establecido entre un sujeto particular atendido por otro sujeto.

En este enfoque cobra especial importancia la técnica de la entrevista, en el cual se utiliza el lenguaje para poder escuchar al sujeto y comprender qué le pasa, qué imagina de su problema y qué espera de la intervención psicopedagógica. Ésto implica desarrollar una especial capacidad de escucha por parte del psicopedagogo y disponer de un marco referencial teórico y entrenamiento en entrevistas, que otorgue la flexibilidad de entender al sujeto con su singularidad.

 Supone además, poder “leer” los fundamentos que se hacen presentes a través del lenguaje manifiesto, verbal, gráfico, lúdico, gestual, de acciones; no de manera ingenua y textual sino dándole un sentido implícito basado en fuentes teóricas provenientes del psicoanálisis de Freud, Lacan, Winnicott; la psicología social de Pichón Riviere; la epistemología genética de Piaget y la lingüística de Saussure, Jakobson, etc; que le otorguen un significado.

A través de estas teorías se podrán articular los elementos que constituyen al sujeto evaluado, con su mundo inconsciente expresado a través de síntomas y símbolos; las relaciones grupales, familiares e institucionales establecidas en condiciones socioculturales y económicas específicas; el conocimiento y la construcción evolutiva dependientes de las estructuras mentales y la interacción con los otros y con los objetos; y el lenguaje como medio que caracteriza lo típicamente humano y que nos permite acceder a la estructura simbólica.

Existen diversos tipos de evaluación psicopedagógica.


Si bien comúnmente se asocia la evaluación al trabajo de tipo individual con escolares y adolescentes, la misma abarca un amplio espectro de edades y de diferentes ámbitos diagnósticos psicopedagógicos. El ser humano aprende durante toda su vida, por lo tanto desde el momento que el niño adquiere la función simbólica y el lenguaje ya se puede realizar una evaluación psicopeagógica. Existen diferentes tipos, según el objetivo de la misma.

Individual: se puede realizar desde los tres años de edad hasta el fin de la vida; en relación al aprendizaje o a la elección vocacional-ocupacional.

Grupal: se indagan el rendimiento de un grupo o de una clase.

Institucional: se evalúa cómo se aprende, y qué tipos de dificultades de aprendizaje existen en el ámbito escolar, o en un servicio asistencial.

Comunitaria: se busca comprender qué características específicas tienen los aprendizajes dentro de diferentes marcos culturales (comunidades aborígenes, grupos de inmigrantes).




Abordar la evaluación, teniendo en cuenta la singularidad del sujeto o grupo a ser evaluado con sus características y el contexto en el que...

0 comentarios: